Economía · 16 Noviembre 2018

Las cuentas de la longevidad

Por cenie
The longevity accounts - Economía, Sociedad

Puede que no nos demos cuenta de esto ahora, pero el envejecimiento de la población se convertirá en una de las alteraciones sociales más importantes en la era de la humanidad. Las mejoras en la calidad de vida en general y los avances médicos han ayudado a las personas mayores a vivir más tiempo.

Si bien el envejecimiento es un problema mundial, el proceso se encuentra en una etapa más avanzada en algunos países de Europa y Asia. Independientemente de la región, el envejecimiento de la población afecta a varios aspectos de la vida diaria: salud, pensiones, jubilación, vivienda, transporte y mucho más.

Según la OMS, se estima que la cantidad de personas de 65 años o más aumentará de 524 millones en 2010 a 1.500 millones en 2050. ¿Está la economía lista para manejar esta situación? Veamos algunos desafíos a los que deben hacerse frente cuanto antes.

Disminución de la población en edad de trabajar

Una población que envejece rápidamente significa que hay menos personas en edad laboral. Esto lleva a una escasez de suministro de trabajadores calificados, lo que dificulta que las empresas cumplan los roles de demanda.

Una economía que no puede ocupar las ocupaciones en demanda enfrenta consecuencias adversas, que incluyen una disminución de la productividad, mayores costes laborales, retrasos en la expansión de los negocios y una menor competitividad internacional. En algunos casos, una escasez de oferta puede hacer subir los salarios, causando así una inflación salarial y creando un círculo vicioso de espiral de precios / salarios.

Incremento en los costes de salud

Dado que la demanda de atención médica aumenta con la edad, los países con poblaciones que envejecen rápidamente deben asignar más dinero y recursos a sus sistemas de atención médica. Con el gasto en atención de salud como parte del producto interno bruto (PIB) ya alto en las economías más avanzadas, es difícil aumentar el gasto mientras se asegura que la atención mejore y otras necesidades sociales no se deterioren en el caso de la atención de salud financiada con fondos públicos o administrada por el gobierno.

Además, el sector de la atención de la salud en muchas economías avanzadas enfrenta problemas similares, como la escasez de mano de obra especializada, el aumento de la demanda de atención domiciliaria y la necesidad de invertir en nuevas tecnologías. Todas estas escalas de costes hacen que sea más difícil para los sistemas existentes manejar el aumento en la prevalencia de enfermedades crónicas, y mucho menos atender las necesidades de poblaciones mayores y crecientes.

Aumento de la relación de dependencia

Los países con grandes poblaciones de personas mayores dependen de grupos más pequeños de trabajadores para recaudar impuestos para pagar costes de salud más altos, beneficios de pensión y otros programas financiados con fondos públicos. Esto se está volviendo más común en las economías avanzadas donde los jubilados viven con ingresos fijos con niveles de impuestos mucho más pequeños que los trabajadores. La combinación de menores ingresos fiscales y mayores compromisos de gasto en salud, pensiones y otros beneficios es una preocupación importante para las naciones industrializadas avanzadas.

Cambios en la economía

Una economía con una proporción significativa de adultos mayores y jubilados tiene diferentes impulsores de la demanda que una economía con una tasa de natalidad más alta y una mayor población en edad de trabajar. Por ejemplo, las poblaciones que envejecen rápidamente tienden a tener mayores demandas de servicios de atención médica y residencias.

Aunque esto no es necesariamente negativo, las economías pueden enfrentar desafíos en la transición a mercados que están cada vez más impulsados ​​por bienes y servicios vinculados a personas mayores. A medida que las economías avanzadas se vuelven más viejas, queda por verse si la inmigración llenará los vacíos en los sectores dejados por el envejecimiento de la población o si las economías más amplias tendrán que adaptarse a los cambios demográficos.

#Economía
#Sociedad
Compartir 
En el marco de: Programa Operativo Cooperación Transfronteriza España-Portugal
Instituciones promotoras: Fundación General de la Universidad de Salamanca Fundación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas Direção Geral da Saúde - Portugal Universidad del Algarve - Portugal